Todos los derechos reservados
Rincón de cine


The Great Beauty
La Grande Bellezza



Por Laura Hiros

Drama
En italiano con subtítulos en inglés
Dirige: Paolo Sorrentino
Actúan: Toni Servillo, Carlo Verdone, Sabrina Ferilli, Carlo Buccirosso, entre otros.
Sin clasificación
142 min.

La idea de la  película ganadora de la última edición de los Premios a la Cinematografía Europea es tan simple como pretenciosa: la
belleza externa, nada tiene que ver con la interior. El famoso director Paolo Sorrentino (
This Must Be the Place, Il divo: La spettacolare vita
di Giulio Andreotti
) nos lleva por un viaje surrealista por Roma y sus habitantes a través de los ojos de un pseudo escritor que vive entre
fiestas, ruido y atorado entre el mundo de lo superficial y la esencia.































El periodista Jep Gambardella (Toni Servillo) ha sido parte de la escena nocturna de Roma por décadas, desde que su única novela
fuera un éxito rotundo en los círculos de intelectuales. El pseudo escritor es aceptado como vaca sagrada en cuanto bacanal se realiza
en Roma. Pero al cumplir 65 años recibe una terrible noticia de un amor del pasado y eso hace que el análisis de su entorno, incluida la
forma superficial con la que enfrenta la vida, de un giro de 180 grados.

Paolo Sorrentino es el nuevo niño de oro del cine italiano, sus películas como
Il Divino y This Must Be a Place han causado sensación en
los circuitos de festivales europeos, ganando premios al por mayor. Ahora con
La Grande Bellezza le apuesta una vez más a la
pretensión visual y argumentativa que le han dado fama mundial. Su película no es sencilla, pero nadie puede negar que es bella, de
hecho bellísima.

Lo difícil es entender lo que él también guionista quiere explicarle a su público en la primera hora de trama. Ahí está Jep, con su encanto
y persuasión; ahí también las escandalosas fiestas, con todos los excesos habidos y por haber; los personajes fuera de contexto y por
supuesto los tan hermosos como frenéticos ambientes.

Con mucho ruido y poco diálogo Sorrentino nos lleva a la vida externa de Jep, donde todo lo que importa es la superfluo; La Roma de
noche, vulgar, alcohólica y desvirtuada. Pero al amancer Jep se encuentra solo en su balcón frente al Coliseo romano, ahí en la parte de
arriba de un convento analiza su vida y da vueltas entre su pasado y su presente, tratando de encontrar su futuro.

La Grande Bellezza no es un película para todos, es tremendamente ambiciosa y por momentos pretenciosa, pero si le encuentra la
belleza, las parábolas escondidas en imágenes y letargos; y la maestría en sus escenas poco a poco lo va a envolver hasta dejarlo
encantado.

La múltiples lecturas, las crisis metafóricas y la parte filosófica de la trama no son aptas para todos los temperamentos y si “las
películas que necesitan explicación” no son su fuerte, tenga que precaución, pues en
La Grande Bellezza va a necesitar toda la
concentración del mundo.



* Como se publicó en La Estrella en Casa
Reseñas y críticas
Mala
Regular
Buena
Excelente
Extraordinaria
Una escena de La Grande Bellezza